Archivo por autor

Absurdo

7 ene

Voy a observarte siempre, de lejos, pero me mantendré pendiente. En el momento menos esperado me voy acercar a vos y listo, se acabó. Mañana nos vamos a ver con indiferencia, forzando nuestra memoria para olvidar el recuerdo bastardo que nunca debió existir.

Disfrutemos esta noche como la última, como la primera. Tus besos en mi frente no los puedo olvidar, absurdo, porque vos ya borraste todo rastro que traté de dejar en tu cuerpo, en tu corazón. Ayer te quise, hoy no te puedo sacar de mi cabeza, mañana te olvidarás de mí. Absurdo, no te logro comprender.

Sigue leyendo

Ellos

25 ago

Me veo al espejo, grito sin pausa

vuelvo a gritar, ellos no me dejan parar.

Cierro los ojos, grito en silencio

ellos no me dejan callar.

**

Agito mi cabeza, aumentan los gritos

giro las manos, no se quedan quietos.

Se multiplican las voces, son miles

son demasiados, no se quedan quietos.

 **

Ya no puedo, ya no puedo

un último grito corta mi respiración.

Mi aliento se fue con ella,

ellos también se marcharon.

Néstor Arce

Agosto 2013

Lo esperé

25 ago

Caminé, conté hasta las ocho cuadras, luego me aburrí

esperaba ese sonidito que siempre me pone de buen humor

no me importó la brisa tenue, seguí caminando a la espera

mis dedos jugaban con la espuma en mis zapatos.

**

Cada gota que cae en mi cabeza, hace resonar tu nombre

sigo esperando ese sonidito que siempre me pone de buen humor

el agua mató el rastro que tu perfume dejó en mi mejía

no quiero llegar a casa, sigo dando vueltas.

**

Se me nota la desesperación, ni el frío ha podido conmigo

aun espero ese sonidito que siempre me pone de buen humor

no habrá buen tiempo esta noche, las nubes están tristes

se han dado cuenta de lo imposible, de lo nuestro.

**

Ya, no quiero caminar más, nunca llegó

sigo de buen humor pero el sonidito nunca se oyó

ojalá la lluvia no haya dañado el celular

tal vez mañana, llegue el sonidito que me pone de buen humor.

Néstor Arce

Ya no sé lo que siento

24 ago

Me quiero enamorar, enamorarme de vos cada día que te veo

bajo la luz divina que nos une, quiero permanecer y tomar tus manos

proteger tu cuerpo frágil de todo lo malo, que mis fuerzas sean las tuyas

que tu sonrisa me llene de energías, cada día que baje mi guardia.

**

Dormirme en tu pecho, bajo las húmedas noches que nos hacen sudar

acariciar tus labios mientras los míos gritan que te aman, se juntan

mirarte a los ojos y sellar mi promesa de amor, mi promesa de estar aquí

mi promesa de hacerte reír cada vez que tu sonrisa se borre.

**

 Cada quien es dueño de su propio miedo,

 yo tengo miedo a no escuchar lo que quiero que tu boca diga

tengo miedo a quedarme sin palabras y que los abrazos no sean para mí

Tengo miedo, sigo teniendo miedo.

**

Espero cada mañana ver tu rostro sobre la almohada

es cuando el miedo desaparece y vuelvo a respirar tranquilo

tomo tu mano y la poso sobre mi pecho inquieto

que grita fuerte y pide que no te vayas.

Néstor Arce

Agosto 2013

El encuentro

25 jul

Burlemos esta noche a la muerte y la locura,

deja que las bestias aúllen,

no hay razón en su dolor.

Somos estepa fantástica de mutable ubicación

dos cómplices al sonreír.

 

Afuera la vida se pasea en un tílburi con motor.

Adentro,

dibujamos blandos trazos sobre furiosos lienzos.

 

La eternidad es un círculo.

Son dos labios

que no se cansan de arar

un palacio diminuto

donde anidaron vastos océanos.

 

Dardos de sal nos traspasan

y desdibujan el horizonte,

las horas, los cuerpos, el nombre, luz y oscuridad.

 

Intermitencias de aire empujan una barca

hasta llevarla a un oleaje lento y tibio

de celeste intersección.

 

La vida es un segundo atrapado en tus ojos.

Liberado en los recuerdos.

La sinfonía se diluye,

un lobo busca con desesperación

la estepa que lo abandonó

otro se pierde en el horizonte.

Enmanuel Castro